La importancia de la hidratación

Nuestro cuerpo pierde agua y sales minerales cuando realizamos deporte. Para compensar esta pérdida es necesario ingerir líquidos para mejorar el rendimiento y, más importante, para prevenir lesiones y agujetas. Por ello, es fundamental una adecuada hidratación antes, durante y después de cualquier actividad física: para mejorar nuestro rendimiento y por nuestra salud.

Según recuerda la guía Alimentación, nutrición e hidratación en el Deporte, una publicación del Servicio de Medicina, Endocrinología y Nutrición del Centro de Medicina del Deporte del Consejo Superior de Deportes, el agua es el componente más abundante del organismo humano, esencial para la vida, y es es un nutriente acalórico (no aporta calorías) necesario para que el organismo se mantenga correctamente estructurado y en perfecto funcionamiento. La pérdida de tan sólo un 10% del agua corporal supone un grave riesgo para la salud.

Esta guía destaca que el agua está implicada de forma directa en diferentes funciones:

  • refrigeración
  • aporte de nutrientes a las células musculares
  • eliminación de sustancias de desecho
  • lubricación de articulaciones
  • regulación de los electrolitos en la sangre

Por ello, se hace necesaria una correcta reposición de líquidos en el deportista:

  1. Antes del ejercicio. Se recomienda una ingesta de unos 400-600 ml de agua o bebida deportiva 1-2 horas antes del ejercicio para comenzar la actividad con una hidratación adecuada. Esto permite un menor aumento de la temperatura central corporal del deportista y disminuye la percepción del esfuerzo.
  2. Durante el ejercicio. Los deportistas deben empezar a beber pronto, y a intervalos regulares con el fin de consumir los líquidos a un ritmo que permita reponer el agua y los electrolitos perdidos por la sudoración y a mantener los niveles de glucosa en sangre.
  3. Después del ejercicio. La reposición de líquidos después del ejercicio es fundamental para la adecuada recuperación del deportista y debe iniciarse tan pronto como sea posible.

Deja un comentario